Hombre y Mujer

YIN NO ES MUJER, YANG NO ES VARÓN

 YIN NO ES MUJER, YANG NO ES VARÓN

(articulo publicado en la revista UNO MISMO, Buenos Aires, abril-mayo 2016)

Existen dos leyes que rigen la construcción y dinámica de las formas que nos definen a los humanos, nuestro mundo, y a nuestra realidad. Una se aplica a la materia y la otra al espíritu. La que rige la estructura material consiste en dinámicas de procesamiento de polaridades físicas y en el caso del ser humano psicológicas. La Ley que rige el espíritu es singular, holística y trascendente. No formula. Engendra, disuelve, transmuta, refina y eleva. Guía y trasciende la inteligencia humana cuando hemos comprendido, abrazado y optado por una vida en neutralidad, refinamiento y elevación. Hasta entonces, la inteligencia que usamos es un atributo de la materia a la cual se apega. Es fundamental comprender y abrazar las leyes físicas y despertar la Conciencia que, al respetarlas, las dominará.

 En nuestra escuela llamamos Principio Masculino y Principio Femenino a dos fuerzas que de manera paralela definen el universo material, así como la evolución y elevación humana. Tanto el Principio […]

PRINCIPIOS MASCULINO Y FEMENINO Cuarta Parte “EL HOMBRE INTERIOR”

CUARTA PARTE

EL HOMBRE INTERIOR

(Para más información sobre la dinámica energética de los géneros, refiérase al e.book, “Caminos Paralelos” disponible en esta web)

Es importante comprender que la Mujer y el Hombre Interior son conceptos que reflejan la incorporación de los Principios Femenino y Masculino según el estado de despertar de la Conciencia en el individuo y dentro de su círculo de posibilidades. La excelencia representa un reconocimiento consciente, humilde y activo de las capacidades y las necesidades de comprometerse con la vida. En vez de “iluminación”, el término sugiere realización en un sentido muy humano, individual y social.

Este artículo en particular responde a la solicitud insistente, aunque sin malicia, que he recibido de tantos hombres para que describa mi visión del Hombre Interior. Si aparece que he ignorado las necesidades del hombre, es solo porque se conoce tan poco sobre la autenticidad femenina. La mujer necesita comprender y aceptar la profundidad que incorpora antes de que pueda aportar su particular y urgente contribución a la sociedad. En un sentido los hombres y toda la Creación están esperando que las mujeres despierten, […]

PRINCIPIOS MASCULINO Y FEMENINO Tercera Parte

TERCERA PARTE

LA SOCIEDAD

La expresión masculina en nuestro orden social actual cambia durante la transición hacia una nueva manifestación, pero el papel de los hombres no cambia en su naturaleza. Se adapta meramente para asegurar la correcta función de las perspectivas implementadas por la mujer, inyectando estabilidad por medio del manejo y administración de formas. Del mismo modo que la mujer pasó por una transición hace tanto tiempo, pasando de liderar naciones y guerras a guardar exclusivamente la integridad y el futuro de la raza, cuidando la sensibilidad en el mundo.

De este modo, las habilidades de las mujeres pasaron a la clandestinidad. Se convirtieron en consejeras y los hombres más inteligentes las han reconocido siempre como esenciales a la estrategia y toma de decisiones.   Las mujeres aprendieron a ejercer influencia por medio de la sugerencia y la indirecta, dando a los hombres el espacio que necesitaban para impulsar la nueva vertiente evolutiva. Las mujeres siempre representaron el alimento y siempre será así. Los hombre siempre representaron la fuerza externa y la estabilidad y siempre será así.

En el momento actual, las mujeres […]

PRINCIPIOS MASCULINO Y FEMENINO Segunda Parte

SEGUNDA PARTE

LOS GÉNEROS

El alma humana es idéntica en la mujer como en el hombre, pero se manifiesta de dos maneras que conducen por un camino de diferentes percepciones y facultades de servicio en el plano material, y eventualmente de regreso a la Fuente.

Los géneros reflejan el Principio Femenino y Masculino a través de la actividad de vórtices etéricos que constituyen el molde para su estructura física. Pero los Principios no son sinónimos del sexo masculino y femenino, aunque estos incorporen de una manera bella la sensibilidad exaltada y la expresión del estilo de cada género.

No debemos confundir los principios orientales del Yin y Yang con los Principios Femenino y Masculino. Cada género contiene dentro de sí modalidades yin y yang, pero cada uno es entero y único. Dependencia y co-dependencia son eufemismos que ilustran vestigios de una era moribunda de dominancia masculina y sometimiento voluntario femenino. La realización no depende de ninguna fuerza o debilidad. La estructura interna de cada género es completamente autónoma, perfectamente capaz de exhibirse y realizarse plenamente. No hay necesidad de llegar a arreglos. La preocupación […]

PRINCIPIOS MASCULINO Y FEMENINO Primera Parte

EL PRINCIPIO MASCULINO Y EL PRINCIPIO FEMENINO

PRIMERA PARTE

La civilización responde a la actividad de dos modalidades concurrentes de expresión humana que juntas tejen la escalera de la evolución. Expresan la dinámica esencial que reina en la vida: las dos maneras como la Conciencia resuena en la materia mediante un arreglo de polaridades que se alternan. Componen ondas universales de energías que afectan sistemas de mundos a niveles físico, psicológico y social. Los Principios Masculino y Femenino se asemejan al compuesto Madre-Padre que llamamos la Fuente.

Este sistema dual determina la manera en como las civilizaciones formulan y transmiten conocimiento y el foco perceptual empleado en descubrimiento y creatividad. No se trata nunca de competición o de fusión, conceptos que solo entran en juego cuando traducimos los principios a la psiquis del ser humano. Aquí no hay cuestión de dominante o servil, mejor o peor, si no de valores iguales y necesarios. Lo disímil provoca movimiento. El juego de armonías y ritmos insta la evolución y la expansión de la Conciencia. Los dos engendran percepciones cualitativamente diferentes. El equilibrio resulta cuando cada […]

El pináculo de la vida

LA MUJER INTERIOR Y EL HOMBRE INTERIOR

Las mujeres y los hombres desean trabajar juntos, lado a lado en verdadero compañerismo.  El problema es que cuando nos juntamos lo hacemos en carencia en vez de en plenitud.  Creemos que el otro nos debe completar o equilibrar.  Parece que nos atraemos por necesidad o por la proyección que tenemos de nosotros mismos, en vez de por una diferencia que representa un desafío y que nos obliga a asumir la responsabilidad por nosotros mismos.  Queremos ser amados por lo que hacemos y amamos a los otros por su apariencia o por su presentación, en vez de por lo que es.  En el campo profesional, juzgamos y competimos según metas y estándares predeterminados, en lugar de distinguir facultades y atributos únicos y perspectivas inéditas.  Esto no define un terreno de compañerismo.

Necesitamos redefinir la asociación, la pareja y la igualdad como la co-existencia de diferencias y la originalidad individual.  En vez de preservar la creencia común de que los géneros se complementan, que somos mitades de una unidad y que tenemos que “ayudarnos”, deberíamos […]

DESAFÍOS DE GÉNERO

No aprendemos lo que creemos aprender.  Aprendemos lo que somos, al inicio como mujer o hombre y luego al desenvolver internamente el género, alcanzamos innumerables logros que solo el Espíritu comprende.  Más allá de nuestras realizaciones mundanas, sin embargo, el género nos conduce por una serie de obstáculos de impulsos comunes hacia la realización de un camino muy definido, que en ningún momento depende de la actividad del otro género.

Social, cultural, física y profesionalmente, las condiciones serán las mismas para un hombre como para una mujer, pero las facultades internas nos impulsan a un despertar de características energéticas únicas que yacen codificadas en nuestro interior.  Este es aún otro mecanismo que la vida nos ofrece para obligarnos a aprender el manejo de facultades de dos maneras diferentes y paralelas.  Nuestras facultades interiores como fuerzas de género vienen con el paquete de características kármicas que escogemos. El camino de las mujeres y de los hombres consiste en seguir rutas internas diferentes.

El camino de una mujer empieza con una evaluación honesta de sí misma como persona y termina en una expansión que […]

Suscribirme a La Mujer Interior

Mantente informado de las novedades del blog por email